Mundial Rusia 2018

El futbolista más rápido del Mundial Rusia 2018, según la FIFA

Tiene 28 años y jugó en diez clubes. Es lateral derecho y disputará el Mundial para Perú. Luis Advíncula fue reconocido por la FIFA como el futbolista más rápido del Mundial y del planeta.

En el marco de una nota publicada por el órgano rector del fútbol profesional, donde ojeadores de un juego virtual basado en personajes reales proponen jugadores de bajo costo, figura una breve referencia sobre el defensor peruano.

“El jugador de Lobos recorrió 68,5 metros nada menos que en 6,82 segundos (a 36,15 km/h) este año, con lo que habría batido el récord de Gareth Bale como el futbolista más rápido de una primera división del planeta. Perú apuesta por aprovechar la enorme velocidad de Advíncula alineándolo como carrilero derecho.

Además, el pasado mes de octubre empató a 0-0 a domicilio ante la Argentina de Lionel Messi en un crucial clasificatorio de Rusia 2018, pasó 180 minutos sin recibir goles en su repesca intercontinental ante Nueva Zelanda y mantuvo su puerta a cero en seis de sus siete últimos encuentros”, es el análisis firmado por la FIFA.

Luis Advíncula es capaz de correr, entonces, a más de 36 kilómetros por hora. El futbolista más rápido del planeta fue titular en todos los partidos que afrontó la selección dirigida por Ricardo Gareca antes de arribar a Rusia: Croacia, Islandia, Escocia, Arabia Saudita y Suecia.

Perú debutará contra Dinamarca el turno siguiente al primer partido de la selección argentina contra Islandia: será a las 11 del mediodía hora de Perú en el estadio Mordovia Arena, de la ciudad de Saransk, con Advíncula entre los titulares.

El lateral derecho comenzó su carrera en Juan Aurich en 2009 y después pasó a Sporting Cristal. Fue a préstamo al SK Tavriya Simferopol de Ucrania, volvió al equipo peruano para posteriormente despegar al fútbol europeo: lo recibió el Hoffenheim alemán, pero nunca se pudo establecer.

En 2013 recaló a préstamo en el Ponte Preta de Brasil, en 2014 estuvo seis meses de nuevo en Sporting Cristal, hasta mediados de 2015 jugó en Vitória Setúbal de Portugal. La temporada siguiente fue vendido al Bursaspor turco por 1,5 millones de euros, donde jugó un año completo.

En 2016 jugó a préstamo sin cargo y sin opción en Newell’s. Y después ya desembarcó en México, donde actualmente se desempeña. Primero jugó en Tigres y ahora defiende la camiseta de Lobos. En menos de diez años de carrera ya compitió para diez clubes diferentes: un auténtico trotamundos y ahora el futbolista más rápido del mundo.

Comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top